24 de Abril :: Conmemoración del Genocido Armenio

La Gran Logia de la Argentina de Libres y Aceptados Masones recuerda hoy el 101 Aniversario del Primer Genocidio del siglo XX, perpetrado por el Imperio Turco Otomano contra el milenario Pueblo Armenio.

El siglo XX ha pasado a la historia por la enorme evolución y desarrollo de las ciencias, la tecnología y las humanidades, relacionadas todas ellas con los principios de Libertad, Igualdad y Fraternidad. Sin embargo también fue el siglo de grandes catástrofes para la humanidad, entre ellas dos guerras mundiales, guerras localizadas, eliminaciones étnicas sistemáticas, y otras atrocidades.

Hoy 24 de Abril, se recuerda un año más de una de las calamidades, conocida a través del tiempo, como el Primer Genocidio del Siglo XX. El Genocidio contra el Pueblo Armenio dejó como resultado la muerte y desaparición de más de un millón y medio de civiles de éste. La memoria histórica sigue viva en una antigua reivindicación: su reconocimiento. 

Nuestro compromiso en este día como masones es la plena solidaridad con el pueblo armenio, es por ello que la Masonería Argentina, acompaña a sus hermanos armenios, a los descendientes de armenios y al pueblo de esa República, en este día de congoja, que debe servir como lección permanente de la historia, para que hechos de esta naturaleza no vuelvan a repetirse.

Nicolás Breglia
Gran Maestre

Atentado en Bruselas

La Masoneria Argentina declara su más firme repudio ante la escalada terrorista que sesgó la vida de decenas de ciudadanos belgas durante los trágicos atentados en Bruselas perpetrados por la organización ISIS, hechos que fueron precedidos por sucesos igualmente luctuosos, como los acaecidos en Paris y Estambul. 

La Democracia y la Libertad, principios republicanos y humanistas fundamentales, se hallan en constante peligro merced a la barbarie de estas células que pretenden implantar un régimen teocrático basado en el fanatismo, el miedo y el terror. 

En tiempos inciertos y dolorosos como los que vivimos, hacemos llegar nuestra más sincera solidaridad a las familias afectadas y al gobierno del Reino de Bélgica. 

Con nuestro mayor pesar rendimos homenaje a las víctimas del 22 de Marzo. Hoy todos somos Bruselas. 

En Buenos Aires, a 24 días del mes de Marzo de 2016.

 

  

Nicolas Breglia
Gran Maestre.

A 40 años del inicio del Golpe Cívico – Militar en la Argentina

Carta Abierta de la Masonería a la Ciudadanía Argentina

 

Dime dónde están las flores, dónde finalmente quedaron dime dónde están las flores, dime lo que sucedió dime dónde están las flores que las jóvenes cortaron tan rápido ¿Cuándo podremos comprenderlo? ¿Cuándo podremos comprenderlo?

Pete Seeger

(1919-2014)

 

Pasaron ya cuarenta años. Y sin embargo la memoria está aún viva.

El 24 de Marzo de 1976, la República Argentina entró en una larga noche, al imponerse por la fuerza un gobierno dictatorial que duraría siete años, precedido por una crisis gradual que fue afectando las esferas social, política, económica e institucional, y que finalmente provocó el fin del Estado de Derecho.

En ese entonces ya no hubo garantías para nadie, todos fuimos sospechados, por el solo hecho de pensar.

El Estado violó sistemática y flagrantemente los derechos humanos y estableció centros clandestinos de detención, donde los que gobernaban se erigieron en señores de vida y muerte.

El mesianismo, la soberbia y la locura posibilitaron la supresión de los poderes cívicos y la ciudadanía argentina se convirtió en rehén del dictador de turno.

Tal situación, sumada a la desesperación de perder cuotas de poder, ya en el ocaso del régimen, nos empujó a una guerra, con la excusa de la defensa de la soberanía sobre territorios australes, en la que perdieron la vida cientos de conscriptos argentinos.

La Masonería Argentina se une al Día de la Memoria, por la Verdad y la Justicia. Y llama a sumar esfuerzos para asegurar que nunca más tengamos que sufrir la pérdida de nuestras libertades fundamentales. Ello requiere encarar, con más democracia los problemas nacionales, promoviendo el debate de ideas, la ampliación de los derechos civiles, forjando nuevas propuestas y ampliando la participación ciudadana.

 

Nicolás Breglia
Gran Maestre

 

Ataque terrorista en Paris

La Gran Logia de la Argentina expresa su más profunda indignación ante el cobarde ataque perpetrado en los múltiples atentados sufridos por los ciudadanos de París. 

Dichas muertes son el resultado del fanatismo integrista que descree de la democracia en una sociedad libre, abierta y plural. 

Francia ha sido la cuna de las libertades, aquellas que forjaron a los estados modernos de Occidente. Ha sido el semillero de los hombres del Iluminismo y la Enciclopedia.

En estas trágicas circunstancias, la Gran Logia de la Argentina de Libres y Aceptados Masones hace llegar sus más sentidas condolencias a las familias que han perdido seres queridos y a los miembros de las fuerzas de seguridad que han perecido en el cumplimiento de su deber. Y se solidariza con el pueblo y gobierno del Estado Francés para que nunca más sucedan estos repudiables hechos que enlutan a nuestra sociedad.

Libertad, Igualdad y Fraternidad!

Buenos Aires,  Noviembre de 2015

Nicolás Orlando Breglia
Gran Maestre

Matanzas que conmueven a la Humanidad

El mundo se ha conmovido con la foto del niño sirio muerto en una playa de Turquía.  Aylan Kurdi, de tres años de edad, ya simboliza a las miles de mujeres y varones que huyen de África y Medio Oriente  tratando de encontrar refugio en Europa.

Llama la atención la morosidad de los organismos internacionales y de las grandes potencias para detener las matanzas que se suceden desde hace demasiado tiempo bajo pretextos étnicos y religiosos.

La Masonería Argentina llama la atención sobre este tema que debe sensibilizar a los corazones nobles. Reclama, además, la inmediata participación de la Masonería Universal a través de sus organizaciones,  para que cesen las muertes y se reponga una paz sostenible que preserve la vida humana como primer valor. Ésa será la base sobre la cual podrán contenerse las huidas en masa y sus secuelas.

Está también en crisis el sistema de asilo y, por encima, la solidaridad que nos merecemos los seres humanos. Durante 2015, miles de migrantes que huyen de guerras y persecuciones, han perdido la vida o se encuentran en estados que no se compadecen con valores de dignidad mínima.

Los masones debemos estar en la primera fila de la colaboración en esta hora aciaga de la humanidad.

Nicolás Orlando Breglia
Gran Maestre
Septiembre 2015